sábado, 26 de enero de 2013

La acusación del 'caso Mijas' pide que Graham declare como imputado

La acusación particular en el caso Mijas, abierto por el crimen de Rocío Wanninkhof, presentó ayer un escrito en el que pide que el británico Robert Graham declare en calidad de imputado. El abogado Marcos García Montes, en representación de la familia de la joven de Mijas (Málaga), solicita que Graham sea interrogado como imputado para "garantizar sus derechos fundamentales y para esclarecer su supuesta participación como cooperador necesario".

Robert Graham, amigo de Tony Alexander King que fue detenido como presunto encubridor del crimen de Mijas y posteriormente puesto en libertad por prescripción del delito, no acudió anteayer a declarar en calidad de testigo ante la instructora del crimen de Mijas, para lo que aludió problemas económicos.

García Montes pretende que Graham sea interrogado sobre hechos presuntamente delictivos y su participación directa o indirecta en los mismos, así como que ratifique "todos y cada uno de los extremos que aportó en la sesión hipnótica".

El letrado aseguró que Alicia Hornos, madre de Rocío, "sigue siendo la víctima de este procedimiento", se encuentra "muy mal porque está viendo que parece que ha pasado de ser víctima a culpable", y que ella "lo único que quiere saber es la verdad".

En el escrito presentado por García Montes ante la titular del Juzgado de Instrucción número 6 de Fuengirola, María Jesús del Río, también se solicitan otras pruebas que, según el abogado, son "fundamentales para que se averigüe de una vez y para siempre lo que ha pasado".

Respecto al resto de pruebas, el letrado solicita que declare el profesor de Psicología de la Universidad Complutense de Madrid que hizo la sesión de hipnosis a Robert Graham, y en la que supuestamente relacionó a Dolores Vázquez con estos hechos. Además, pide que comparezca la filóloga que realizó la transcripción del vídeo, que se visione su contenido, y que se adjunte la grabación de la entrevista a Robert Graham emitida por Antena 3.

A los juzgados de Fuengirola acudió ayer a declarar Cecilia Matilde Pantoja, ex mujer de King -encarcelado desde el pasado 21 de septiembre como presunto autor de los crímenes de Mijas y Coín-, y que alertó a la policía sobre su presunta implicación en ambas muertes. Fuentes judiciales señalaron que la declaración de esta mujer, solicitada por la Fiscalía, no ha aportado nada nuevo. A su salida no quiso hacer declaraciones.

También comparieron ayer ante la jueza Jonathan David, que fue jefe de King y Graham cuando ambos trabajaban en unos apartamentos, y Sandra Jane M., propietaria del vehículo Ford Fiesta en el que supuestamente fue trasladado el cadáver de Rocío.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada