domingo, 17 de marzo de 2013

El "destripador"' afirma haber oído la voz de Dios


Peter Sutcliffe, el destripador de Yorkshire, habló ayer por primera vez en su juicio en Londres de la misión divina que se le había encomendado para matar a prostitutas, reconociendo personalmente que había matado a trece mujeres.

Ayer en el tribunal de Old Bailey comenzó el caso de la defensa, pero el abogado de Sutcliffe, James Chadwin, pidió un descanso. Una hora después, y ante la sorpresa de los presentes, Peter Stucliffe, de 34 años, se dirigió a la tribuna de los testigos. Allí admitió haber matado a trece mujeres, habiendo intentado lo mismo con otras siete, y confesó que había estado dispuesto a acabar con la vida de Olivia Reivers, la mujer con la que se encontraba cuando fue detenido.

Sutcliffe afirmó que un día que estaba cavando una tumba, era su trabajo habitual entonces, en el cementerio de Bingley, al norte de Inglaterra, oyó «la voz de Dios». «Creí entonces y creo ahora que habla sido la voz de Dios. Experimenté una fantástica sensación..., sentí que por alguna razón había sido escogido para oír esa voz».

Tanto la acusación como la defensa han dicho que Sutcliffe padece esquizofrenia paranoica e inestabilidad mental, pero será el jurado, compuesto por seis hombres y seis mujeres, quien tendrá que decidir

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada