domingo, 17 de marzo de 2013

Los psiquiatras creen que el "destripador de York" es un esquizofrénico paranoico


Un jurado de seis hombres y seis mujeres habrá de decidir si Peter Sutcliffe, de 34 años, es un asesino inteligente o un esquizofrénico paranoico.

Con esta advertencia empezó ayer, martes, el informe del fiscal general, sir Michael Harvers, en el primer día de la vista contra el supuesto destripador de York, quien el pasado miércoles se declaró culpable del asesinato de trece mujeres y de siete intentos frustrados, alegando en su defensa que no actuó jamás de forma premeditada y que no se encontraba en pleno uso de sus facultades mentales.Los médicos que reconocieron al camionero diagnosticaron que tras la personalidad de Sutcliffe se esconde un esquizofrénico paranoico, enfermedad mental que provoca visiones fantásticas y sentimientos de persecución. Uno de los doctores que le examinaron explicó que Sutcliffe se consideraba llamado a realizar el encargo de eliminar prostitutas, y que no se arrepentía del cumplimiento de la misión. Ante ello, el fiscal recordó que tan sólo algunas de las trece mujeres asesinadas, entre dieciséis y 47 años de edad, se dedicaban a este oficio.

Según un funcionario de la prisión, el acusado comentó a su mujer que era culpable de todos los cargos y que esperaba una condena de treinta años, pero que si conseguía convencer a la gente de que estaba loco «sólo me condenarán a diez años».

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada